.

.

sábado, 7 de junio de 2014

Espejos (37): LISBON REVISITED, de Fernando Pessoa


"Se rompió el espejo mágico en el que volvía a verme idéntico..."
 

Otra vez vuelvo a verte,
ciudad de mi infancia pavorosamente perdida…
Ciudad triste y alegre, otra vez sueño aquí…
¿Yo? Pero, ¿soy yo el mismo que aquí viví, y aquí volví,
y aquí volví a volver y volver,
y aquí de nuevo he vuelto a volver?
¿O todos los Yo que aquí estuve o estuvieron somos
una serie de cuentas-entes ensartadas en un hilo-memoria,
una serie de sueños de mí por alguien que está fuera de mí?


Otra vez vuelvo a verte
con el corazón más lejano, el alma menos mía.


Otra vez vuelvo a verte
con el corazón más lejano, el alma menos mía.


Otra vez vuelvo a verte -Lisboa y Tajo y todo-
transeúnte inútil de ti y de mí,
extranjero aquí como en todas partes,
tan casual en la vida como en el alma,
fantasma errante por salones de recuerdos
con ruidos de ratas y de maderas que crujen
en el castillo maldito de tener que vivir…


Otra vez vuelvo a verte
sombra que pasa a través de sombras y brilla
un momento a una luz fúnebre desconocida
y entra en la noche cual estela de barco al perderse
en el agua que dejamos oír…


Otra vez vuelvo a verte,
mas, ¡ay, a mí no vuelvo a verme!
Se rompió el espejo mágico en el que volvía a verme idéntico,
y en cada fragmento fatídico veo sólo un pedazo de mí,
¡un pedazo de ti y de mí!


 
Álvaro de Campos: heterónimo de Fernando Pessoa (Portugal, 1888-1935)
 
(Traducido del portugués por José Antonio Llardent)

No hay comentarios.:

Publicar un comentario