Vancouver: luz de agosto en la bahía. (Fotografía de Jules Etienne)

sábado, 10 de abril de 2021

Miércoles de ceniza: DANIEL MARTIN, de John Fowles

"Miércoles de ceniza. La maldición de Dios sobre todos los pecadores."

(Fragmento del capítulo Crímenes y castigos)

Estaba escrito a mano y firmado con su nombre completo. Se lo pasé directamente a Andrea mientras estábamos desayunando y observé su rostro cuando la leía. Se quedó impasible mirando hacia arriba.

.- ¿Sorprendido?

- Realmente no.

- ¿Vas a responder?

- Orejas de piedra. No tiene sentido -ella volvió a leer la carta-. Por supuesto que siguieron la línea del partido sobre una reconciliación. Pero te apuesto a que le dijeron a Nell lo que realmente pensaban de mí -seguía mirando la carta, como si la convenciera más que yo-. Les habrá encantado componer cada palabra de esa breve conminación.

- ¿Qué es una conminación?

- Miércoles de ceniza. La maldición de Dios sobre todos los pecadores.

Se lo dije entonces, porque necesitaba desesperadamente tener al menos a una persona de mi lado en el asunto de Jane. Eso me ganó una absolución parcial; con el tiempo, casi total, porque lo discutimos mucho hasta el punto en que Andrea estaba preocupada. De alguna manera equiparó la duplicidad de Jane con el uso de la religión por parte de su propio marido para justificar su aterradora egomanía.

Durante muchos años he aceptado que Anthony tenía razón. Yo no merecía nada más, sobre todo porque él no sabía nada de lo que había sucedido entre Jane y yo. Sólo dos años antes había tenido que aclararlo con Caro, el por qué de ese miserable escrito; había resultado útil, tanto como una prueba para mí mismo de que había adquirido objetividad, como para abrir un área hasta entonces prohibida entre noso- tros.

John Fowles (Inglaterra, 1926-2005).

No hay comentarios.:

Publicar un comentario