Vancouver: luz de agosto en la bahía. (Fotografía de Jules Etienne)

sábado, 26 de junio de 2021

Venecia: CAJÓN DE SASTRE, de Francisco Mariano Nifo

"... mezclando con el agrio de la ambición y soberbia, lo dulce de una disimulada lascivia..."

Nunca podrá corregir excesos de sus hijos el Padre que comete los tales, o mayores excesos

Amor, que se deleita (para hacer ostentación de su poder) solo de caprichos, y extra- vagancias, hizo un dia la travesura en la Ciudad de Venecia de que un padre, y un hijo, familia distinguida de aquella República, (a quienes daremos los nombres su- puestos de Feniso y Andrenio) se enamoraran de Lisaura, Dama, que (aunque tenía poderosas recomendaciones en el rostro para ser atendida, y amada) tenía algunas faltillas ocultas, que eran feos lunares de su espíritu; pero estos defectos, como disi- mulados, no la desviaban de sus obsequios, ni a la admiración, complacencia, y aún envidia de muchos ojos.

Esta Dama, si bien obligada a las leyes del matrimonio, se deleitaba, no obstante las restricciones de su estado, de hacer pompa, y vanidad de su hermosura, mezclando con el agrio de la ambición y soberbia, lo dulce de una disimulada lascivia; acciones por las que gastaba, en sentir común, conceptos de poca honestidad. Feniso, que era el padre, y Andrenio el hijo ya expresados, poseídos ambos del hechizo de aquella belleza, que violentaba albedrios incautos, se tributaban a ella con ardientes afectos, si bien con alguna timidez, efecto del rubor.

Francisco Mariano Nifo (España, 1719-1803).

Nota: Se modificó la ortografía original del texto, tal y como fue publicado en el siglo XVIII, con el fin de actualizarlo para faciltar su correspondiente lectura.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario